Quizás le sorprenda saber que en muchos de nuestros hogares, y sin tener conocimiento de ello, tenemos uno de los mas poderosos antibióticos naturales que nos puede ofrecen la naturaleza; la miel.

De acuerdo a estudios científicos realizados en la escuela de Medicina de la Universidad de Sidney, Australia, la aplicación de miel sobre la herida húmeda produce peróxido de hidrógeno, un conocido agente antibacteriano, y a ser de textura cremosa la miel puede desplazarse por la herida como crema antibiótica.

Para los expertos las propiedades de la miel como medicina alternativa se verán con más resultado si se aplica este producto natural durante las primeras etapas de la lesión. Incluso cuando se usa en quemaduras reduce la cicatrización notablemente. De todas formas las investigaciones no paran, aún los expertos estudian los componentes de la miel y los panales de abejas para llegar a identificar más beneficios de la miel en nuestro organismo.

De los estudios realizados se reconoce entre las ventajas del uso de la miel en las heridas exteriores de pequeña consideración como,

– Rápida acción antibacteriana.

– Promueve la formación de tejido y epitelización, lo que ha sido demostrado histológicamente (Dr. Lightower. Bs.As. Argentina).

– Acelera la cicatrización de la herida.

– Accesible y económica.

– Evita el uso de antibiótico sistémico durante largo tiempo; a menos que exista bactericemia.

En general, en 2 a 4 días las heridas están limpias (5 a 7 días en las severamente infectadas).

– No hay reacciones adversas y no se han demostrado efectos colaterales en animales diabéticos.

Pero, sobre todo, en heridas donde tras un traumatismo, no haya suficiente piel para cubrir la herida y sirve como una alternativa válida a la cirugía plástica. Fuente:Hospital Veterinario de Montjuic